Compartir:

Al conocerse el allanamiento y encarcelamiento de Milagro Sala, a ®sin Censura le entró la curiosidad por conocer un poquito la historia y conducta de quien hoy acusa persigue y encarcela, a una luchadora social, acusándola de “corrupta”
En esa Búsqueda nos encontramos con otro “Luchador Social” quien por estos días detenta la gobernación de la provincia de Jujuy, cargo al que accedió en las últimas elecciones alineado con un gobierno Nacional con el que no sólo comparten ideologías, síno que también costumbres y modus operandi de Gobierno
Sin mas preámbulo le presentamos al Gobernador de Jujuy Gerardo Morales.
Buen provecho.



“La estrategia de vida de una familia dedicada a la política para los más necesitados y acumular una fortuna en contradicción de sus propósitos. 

BAI recibió unos archivos de distintos medios de comunicación pública, que extrañamente no tuvieron tanta difusión e investigación, como los casos más resonantes, que el legislador nacional Gerardo Morales nos tiene acostumbrados a presentar, este informe es una breve reseña de la vida de una familia muy afortunada, que dedica su vida a luchar por los más necesitados durante más de 30 años y que no lograron cambiar esa realidad, pero continúan en el intento, eso sí, con una vida muy holgada y llena de fortuna.

Buenos Aires Informa tuvo acceso a lo siguiente: hace 8 meses, la líder de la agrupación Tupac Amaru denunció al titular del bloque de senadores de la UCR de supuestas acciones de lavado de dinero. Argumentó que sus bienes aumentaron un 200% a partir de la declaración jurada ante el Congreso.

De denunciador a denunciado. Ese fue el periplo que en pocos días recorrió el senador radical Gerardo Morales, quien había acusado a Milagro Sala, la líder de la agrupación Tupac Amaru, de “enriquecimiento ilícito” y de haber comprado con sobreprecio las tierras en las que su organización construye casas en las zonas más carenciadas de Jujuy, ahora es la misma agrupación la que denunció a Morales ante la Unidad de Información Financiera (UIF) por lavado de dinero, y por el incremento de su patrimonio en un 200% a partir de la declaración jurada que el presidente del bloque de la UCR presentó en el Senado.

En ese documento, Morales declara haber sumado a su fortuna producto de su interminable lucha por los más necesitados, de cuatro inmuebles y una camioneta Toyota de alta gama durante 2008 y 2009, ese fue el motivo por el cual la agrupación presentó un escrito el 17 de junio, donde solicita se lo investigue en base a “su perfil patrimonial y financiero sobre enriquecimiento ilícito, lavado de dinero y la implementación de ‘testaferros’ para el desarrollo de sus negocios personales”.

El cuerpo de la denuncia alude a que Morales lleva un “ostentoso nivel de vida” dado que declara dos nuevos inmuebles en la capital jujeña y dos en los barrios residenciales de Ciudad de Nieva y La Viña, también le imputan “incumplimiento de los deberes de funcionario” en caso de que se compruebe que está llevando a cabo “actividades que tienen por objeto encubrir los verdaderos titulares de los bienes, siendo necesario conocer el origen de los activos”. Pero además, Sala también le acercó a la ministra de Seguridad Nilda Garré un informe confeccionado por su organización donde constan los datos de supuestos punteros que se identificarían con el senador de la UCR a quienes asoció con supuestos hechos vinculados con el narcotráfico, la violencia política en la provincia, y los acusó de tener fuertes lazos con la policía local. Pocos días antes, Morales había acusado a Sala por corrupción en el manejo de los fondos con el que la agrupación ha construido barrios enteros en la provincia de Jujuy, y la comparó con Sergio Schoklender, a quien la justicia investiga por el supuesto desvío de fondos de la Fundación Madres de Plaza de Mayo, de la que era apoderado. “Es notable cómo una dirigente social no puede explicar cómo alcanzó en los últimos dos años un patrimonio de 3,7 millones de pesos sin contar los bienes que tienen sus familiares”, aseguró el senador de la UCR. Además, sostuvo que Sala “tiene que explicar cómo se enriqueció” y “por qué le debe a la AFIP 420 mil pesos de impuesto a las Ganancias y Bienes Personales”. A su denuncia, agregó que “se apropia de los terrenos” donde construye las casas con las cooperativas que forman parte de su organización. “Ahí está el principal sobreprecio porque obliga al Estado, a través del Instituto de Vivienda y Urbanismo de Jujuy (IVUJ), a pagar dos veces por la tierra”, acusó.

El dato fue desmentido por el titular del IVUJ, Facundo Figueroa, que aseguró que su cartera nada tiene que ver con la compra de tierras, que pasan a través de una comisión legislativa, y con la construcción de viviendas sociales, sino que trabaja directamente con empresas. Para contraatacar, la Tupac aseguró que las tierras a las que hizo referencia Morales son linderas al barrio denominado Alto Comedero y fueron compradas por la provincia, como es habitual, antes de ser entregadas para edificar. La particularidad de la denuncia por sobreprecio en la venta de tierras que formuló Morales es que sus anteriores dueños, según los registros con los que cuenta la organización que encabeza Sala, son diputados provinciales del PJ y de la UCR, entre los que se encuentra el hermano del senador, Freddy Morales.

Desde el momento en que Héctor Freddy Morales (52) decidió cursar la carrera de Contador Público Nacional supo que su vida iba a estar dedicada a los números, los logaritmos y el dinero, ágil para las cuentas, Freddy se convirtió en un político de bajo perfil pero de mucha influencia en su provincia: Jujuy. Diputado provincial por la UCR, preside la comisión de Economía, y tesorero del comité radical local, en su pago chico lo señalan como el administrador de los negocios de su hermano mayor, el senador nacional Gerardo Morales, quienes lo conocen desde que era un humilde militante de Franja Morada, aseguran que muchos de aquellos negocios están viciados de irregularidades.

Freddy comenzó su carrera en la función pública en la Contaduría de la provincia de Jujuy durante el fin de la última dictadura militar, en septiembre de 1982, a pesar de que ya circulaba el número de víctimas que había provocado el terrorismo de estado, el contador aceptó trabajar en aquel órgano que depende de la Secretaría de Hacienda provincial cuyo objetivo es “prescribir, poner en funcionamiento y mantener el Sistema de Contabilidad Gubernamental en todo el ámbito del Sector Público”, Freddy se desempeñó en esa dependencia al menos seis veces a lo largo de su trayectoria política. Su último paso por la contaduría se registró en diciembre de 2006.
Siempre alternó ese puesto con otros cargos de mayor jerarquía política, entre 1987 y 1991, el contador también trabajó en la Universidad Nacional de Jujuy, una institución estratégica en la vida política de los Morales: los tres hermanos (Gerardo, Freddy y Walter, subsecretario de Hacienda del municipio de San Salvador de Jujuy) profundizaron su militancia cuando eran estudiantes e integraron las filas de Franja Morada, en 1996,ingresó al Senado de la Nación, donde se desempeñó como asesor del bloque radical hasta 1999, cuando el gobierno de la Alianza asumió la Presidencia.

Entonces, las fuentes consultadas coinciden en apuntar que el crecimiento de la influencia de los hermanos Morales, sobre todo en Jujuy, fue vertiginoso, en julio de 2000, durante la presidencia de Fernando de la Rúa y hasta agosto de 2001, Gerardo Morales logró ubicarse en la estratégica secretaría de Desarrollo Social de la Nación, que lo catapultó al Senado Nacional, donde al día de hoy ejerce funciones.

En sintonía con el ascenso de su hermano, Freddy merced a la lucha por los más necesitados logró ocupar un sillón en el directorio del Banco Hipotecario, a finales de 2001 y con la caída de De la Rúa, los problemas judiciales y los resquebrajamientos internos de la UCR, Freddy hizo uso de sus contactos políticos y logró reubicarse.

En diciembre de 2002, el contador radical volvió al Senado a trabajar en el bloque de sus correligionarios por tres años, en diciembre de 2005, cuando su hermano Gerardo renovó su banca en la Cámara Alta, Freddy se reincorporó a la contaduría provincial. No había que descuidar los pagos propios, fruto de la red de relaciones que supo tejer, cuatro años más tarde accedió a la banca de diputado provincial por la UCR, rápido para realizar cuentas, fue nombrado presidente de la estratégica comisión de Economía en la Legislatura, a pesar de la demanda partidaria, como buen contador, el tercero de los Morales no se desentendió jamás de los negocios familiares.

“Los Morales son un clan en Jujuy, los tres hermanos actúan mancomunadamente y articulan funciones, Freddy es el armador financiero y económico de la UCR en Jujuy”, explicó quien conoció las entrañas de este sector de la UCR local y no quiso hacer público su nombre por temor a represalias, desde el 9 de abril de 2003, Freddy figura en los registros oficiales vinculado a la empresa Viajes del Capricornio SRL, en sociedad con Marcelo Ramón Santa (un ambicioso emprendedor que desde 2000 a la fecha gestionó al menos siete empresas, muchas de ellas financieras).

Dos días antes del ingreso de Freddy a la sociedad, el 7 de abril, el menor de los Morales, Walter Rolando, se convirtió en el apoderado de la empresa, una década más tarde, en febrero de este año, Freddy pasó a controlar la totalidad de la agencia de viajes junto a su esposa, Ángela Patricia Reyna, Viajes del Capricornio es conocida en Jujuy como VC Turismo.

Si bien la correspondencia no es oficial, VC Turismo no existe como razón social y sus domicilios publicados en la Web coinciden con los que brinda oficialmente Viajes del Capricornio, como tesorero, Freddy autorizó que el comité radical al que pertenece contrate los servicios de su empresa de viajes, así se desprende del balance 2012, sumando para la empresa familiar el 26% del capital que el comité provincial destinó a “Viático y Movilidad” en todo el 2012.

Encontrar un mostrador de VC Turismo en San Salvador de Jujuy implica un intenso desafío, en la página de la secretaría de Turismo de Jujuy, en el listado “Agencias de Viajes y Turismo habilitadas en Jujuy”, la empresa que aparece bajo el legajo N° 4322, figura con el domicilio Belgrano 1083, local 3, en San Salvador de Jujuy, pero quien se apersone allí, estará lejos de coordinar un viaje de recreación: se topará con el Registro Civil Provincial de Personas, aquel visitante insistente que busque alguna otra sede de la agencia de viajes a través de Internet encontrará otras dos direcciones en San Salvador de Jujuy, a saber: Belgrano 1053 (esta ubicación es la que figura en el acta de Viajes del Capricornio) y Balcarce 171. Ninguna se corresponde con la agencia.

Consultados los comerciantes de los locales céntricos de San Salvador, incluso los de otra agencia de viajes, no sabían ubicar en un lugar físico a la firma, Las malas lenguas jujeñas aseguran que VC Turismo (también) funciona como financiera, tras una ardua búsqueda y preguntar en diversos locales de la zona, fue posible ubicar a la agencia de viajes sobre la calle Balcarce al 128, al ingresar a la oficina y preguntar por los costos de un viaje a Purmamarca una zona turística muy bella de Jujuy, conocida por su cerro de siete colores y ubicada a 65 kilómetros de la capital provincial, no supieron brindar una respuesta precisa: ni siquiera pudieron confirmar si llegaban hasta allí, entregaron un papel con los datos de la empresa y pidieron volver más tarde.

Una situación sumamente extraña para una agencia de viajes que por lo general debiera ser visible y mejor aun, conocida o Freddy necesita un asesor para impulsar su agencia o el halo fantasmal que rodea a VC Turismo es intencional. La agencia de viajes no es la única firma que tiene al contador Morales como socio, el 14 de julio de 2010, Freddy adquirió el 50% del capital social de Servicios del Norte SRL, una empresa multirrubro que compartía con Ramón Tejerina, en octubre de ese mismo año, Tejerina abandonó la sociedad, que luego cambiaría de objeto social y estatuto, la firma además de dedicarse a los rubros financiero, inmobiliario,mandatario y construcción sumó la posibilidad de desarrollar actividades comerciales, agrícolas y ganaderas.

La sede de la empresa se trasladó a Teniente Fernández 99, en San Salvador de Jujuy y la esposa de Freddy Morales también asumió como accionaria.

Gracias a su destreza para los negocios, Freddy logró acrecentar su patrimonio y adquirir al menos cuatro inmuebles en el departamento de Manuel Belgrano o sea en San Salvador de Jujuy, están escriturados en el Registro de la Propiedad de Jujuy bajo el siguiente dominio: *Padrón 57033; matrícula 48844. *Padrón 98962; matrícula 76613. *Padrón 82973; matrícula 59939 (en co propiedad con su esposa) *Padrón 98960;matrícula 76611, este último es un terreno de Alto Comedero cuya adquisición fue sumamente polémica, se trata de una zona de campos destinados a la producción de tabaco y granos, camino hacia los valles templados de Jujuy, ubicado a 12 kilómetros de la capital provincial, que fue expropiada por el Estado provincial.

De acuerdo con la versión oficial en la década del ’90, un grupo de legisladores le inició un juicio al Estado jujeño porque quería cobrar una diferencia que habría existido en sus haberes, producto de un aumento salarial que debían haber percibido y nunca recibieron debido a los serios problemas financieros que afrontaba la provincia, los diputados, se difundió, habían ganando el pleito por lo que la provincia debía pagarles lo adeudado, como Jujuy continuaba con sus turbulencias económicas, el gobierno se dijo, había decidido pagarle al grupo de legisladores con las tierras de Alto Comedero, en acuerdo con el Banco de la Provincia de Jujuy, un expediente que tramitó en el Juzgado Civil y Comercial 7 de San Salvador de Jujuy, Secretaría 13, bajo el número A-61817/92 desmiente la versión oficial, según consta en la causa que estuvo en manos de la jueza María González de Prada y la entonces secretaria, hoy jueza, Marisa Rondón, Dora Acme Pardiñas de Bustamante Pérez y Ernesto Bustamante Pérez poseían un terreno de 350 hectáreas en la zona de Alto Comedero que colocaron como garantía en un crédito que solicitaron en el banco de la provincia. Como no pudieron pagar la deuda, la tierra quedó hipotecada.

“En 1997, un total de 89 hectáreas de aquellos terrenos fueron vendidos al contador Miguel Luis Jiménez”, explicó una fuente con acceso al expediente, se trata de las 89 hectáreas que misteriosamente pasaron luego a manos de 12 legisladores provinciales, entre ellos se encontraba el hermano de Gerardo, Freddy, sí el mismo, en la memoria del registro de propiedad provincial no figura ese traspaso, se borró del registro la información referida a esos lotes, de por lo menos cinco años”, explicaron funcionarios, ademas el rol de Jiménez no es menor: ese contador jujeño fue quien luego cedió los derechos y las acciones de las 89 hectáreas a los diputados, quienes no podían acceder a los mismos de forma directa ya que la ley de ética pública provincial les prohíbe trabar negocios con el Estado.

La situación se torna aun más grave porque en 2011, cuando se produjo el estallido social por la crisis habitacional jujeña, los legisladores pretendieron vender esas tierras al mismo Estado Provincial, la decisión desató un escándalo, muy conocido en la prensa local, además de Freddy, otros diputados provinciales que se beneficiaron con esta maniobra, según figura en el registro de la propiedad local, fueron: Raúl Alberto García Goyena (UCR) Además del actual diputado nacional por la UCR, Miguel Ángel Giubergia, entre otros.

Los proveedores municipales de mercadería y maquinaria pesada se quejan en privado por las altas comisiones que les facturan en el municipio de San Salvador de Jujuy, gobernada por el radicalismo, por temor a represalias y perder los negocios, ninguno de los afectados quiere brindar su nombre. Se sabe: en pueblo chico, infierno grande, a esto se suman las maniobras ilegales de al menos dos entidades prestamistas que están siendo investigadas por su accionar irregular, en ambas, las víctimas fueron empleados públicos provinciales, la trampa se basó sobre una de las modalidades prestamistas que realizan diversas asociaciones civiles en la provincia. Se conoce como “código de descuento” y consta en financiar en determinados locales los gastos de sus socios.
Por ejemplo: un socio que está con problemas de dinero puede comprar en un local determinado a través de un código y al mes siguiente, cuando se le deposite el sueldo, se le debitará lo que compró. Los trabajadores de la Asociación Civil del Personal del Palacio de Gobierno (A.Per.Pa.G) jujeña denunciaron que la Asociación Mutual Amanecer Solidario les descontó dinero de sus haberes sin que ellos hubiesen realizado ningún gasto vinculado a esta firma. Se trataron de descuentos menores que pasaron desapercibidos porque los recibos de sueldo provinciales suelen entregarse con tres meses de atraso. “Alguien pasó los números de los recibos a la mutual acusada. La cúpula está vinculada al radicalismo”, explicó un letrado que sigue el caso de cerca. Basta recordar que en Jujuy hay alrededor de 60 mil empleados públicos para comenzar a hacer cuentas de las sumas abultadas que pueden obtenerse a través de esta vía ilegal. A esto se agrega que la única razón social que figura como Amenecer Solidario tiene domicilio fiscal en la Ciudad de Buenos Aires. No obstante, los habitantes de San Pedro de Jujuy saben que la oficina de la calle Sarmiento al 186 es una sucursal de la mutual acusada aunque ningún cartel lo especifique.

Así lo confirma la guía telefónica la maniobra de retención de haberes de trabajadores públicos de forma irregular se repitió a través de la Cooperativa Creycon de Crédito Limitada, una firma que roza de cerca de Freddy Morales, esta vez lo sufrieron al menos diez empleados públicos de la Legislatura provincial que denunciaron a la cooperativa en el juzgado de investigaciones penales de San Salvador de Jujuy

Esta cooperativa tiene domicilio en el piso 19 de la calle Maipú 311 de la Ciudad de Buenos Aires, el mismo que brinda como domicilio fiscal Marcelo Ramón Santa, el ex socio de Morales en VC Turismo, Santa, según se desprende de los registros oficiales, es un ambicioso emprendedor, figura como accionista en al menos siete empresas desde 2000 a la fecha, la mayoría de ellas financieras ubicadas en diversos pisos del edificio que se levanta en la calle Maipú al 311, en pleno centro porteño.

En el mismo piso que la Cooperativa Creycon, Santa posee la financiera, inmobiliara y constructora Valsa SRL, en el piso 11 del mismo edificio, otro de los domicilios de Santa, se encuentra la financiera Interpagos, también a nombre del misterioso empresario. En el piso 20, el ex socio de Freddy dice explotar la firma NSG System y Soluciones Electorales.

El dato Terrenos por un litigio de legisladores contra el Estado jujeño, Freddy se quedó con tierras en Alto Comedero a través de una operatoria de características irregulares.

Correligionarios y dictadura. Algunas de las figuras del radicalismo local tienen una particularidad: en algún momento de su trayectoria política cumplieron funciones en la contaduría provincial el senador radical y referente provincial Gerardo Morales lo hizo entre 1989 y el 2000, pero muchos otros lo hicieron durante la última dictadura militar, el actual secretario de hacienda de San Salvador de Jujuy, Juan Carlos Abud Robles hombre de confianza de Gerardo, ingresó a la contaduría provincial en abril de 1979 y desde allí apuntaló su carrera, es un hombre de suma importancia para el clan.

De hecho, en Hacienda es secundado por Walter Rolando el menor de los Morales, quien también pasó por la Contaduría provincial pero en 1997, José María Palomares, abogado histórico de la UCR y asesor legal del partido, ingresó a la Contaduría jujeña en marzo de 1980, Freddy Morales lo hizo en septiembre de 1982, tras la Guerra de Malvinas, cuando ya era conocida la masacre que provocó el terrorismo de estado, ninguno tuvo pruritos en ser parte de un gobierno de facto, el rol de la Contaduría es clave en el armado de poder provincial de la UCR y los Morales supieron ubicarse en esa dependencia estratégica por más de 30 años.”

FUENTE: http://m.tn.com.ar/tnylagente/gerardo-morales-y-una-familia-muy-afortunada_503059