Compartir:

Suena como mínimo raro, provocador y te acepto si me decís estúpido.
Pero hoy a la mañana tempranito lo entrevistaron en la radio a José Luis Espert, ese mismo tipo que hasta hoy me causaba una profunda repulsión por su falta de modales, por su fundamentalismo, por su desprecio a toda idea que se aleje a mas de dos micrones del nucleo del neoliberalismo mas rancio.

Y me puse a escucharlo con atención a este señor y una vez mas declamó la defensa cerril de argumentos y posturas políticas y económicas ubicadas en las antípodas de las mias.
Pero repentinamente comprendí  que Espert era fiel a sus convicciones. El sostuvo sus ideas durante el menemismo, durante toda la crisis 2001, mas adelante durante el gobierno de Nestor y luego de Cristina y hoy ubicado a la derecha del Presidente (lo que es decir mucho) Y el tipo se mantiene fiel a sus principios. Con viento a favor, con viento en contra, el sigue firme sosteniendo sus ideas.

Cuando terminó de hablar, me quedé pensando y me dije a mi mismo “no tengo nada que criticarle, mas bien tengo para decirle, que me gustaría tener dentro de mi espacio político, mas dirigentes, que defiendan con el mismo tesón las ideas que enarbolaron mientras gobernaban Nestor y Cristina.”
Me gustaría poder admirar a todos los mios como por un momento admiré a la persona que mas rechazo me ha provocado.
Mamita! Que pedazo de ironía.

Daniel Arce