Compartir:

Resulta inocultable a esta altura, que el ganador de las últimas elecciones y elegido por la mitad de la población es un narcisista peligroso. Porque no estamos hablando de un caso menor de corruptela política, ni de una denuncia periodística montada en un estudio de televisión, con testigos que se arrepienten de sus dichos antes de terminar el programa, tampoco hablamos de algún mamarracho montado con escenarios berretas de cartón premoldeado, queriendo emular bóvedas que son bodegas y otras piezas arquitectónicas con fines inconfesables.

Estamos hablando de un ESCÁNDALO INTERNACIONAL que ya le costó el cargo al Primer Ministro Islandés cuyo pueblo sensibilizado tomó las calles y forzó la renuncia del Ministro Corrupto. El mismo caso que está haciendo temblar al Presidente de una potencia como Rusia, a pesar de que su nombre no aparece, sIno que es un amigo muy cercano suyo, Podríamos poner como ejemplos domésticos, sería un “Lazaro Báez” o un “Nicky Caputo” sin ir mas lejos.

gente de fe

Por el contrario en la argentina, merced a la alerta temprana de la periodista Mariel Fitz Patrick a quien le pareció “de buena fé, avisarle a Macri unos dias antes” sobre el escándalo en ciernes, el corrupto socio y representante de los mas corruptos de la argentina, tuvo tiempo de armar su “Armada Brancaleone” del Partido Judicial y orquestaron con “servilleta” Bonadío a la cabeza, una zaga de detenciones de gente vinculada al Kirchnerismo, con la presencia estelar del monopolio de la comunicación, para darles un atracón de odio a sus feligreses de la alegría y tapar toda la bosta que subyace bajo los globos y la estupidez del #Cambio

Los mismos que marchaban pidiendo la cabeza de cualquier sospechado, los mismos que cacerolearon hasta el hartazgo “hartos de corrupción” y “hartos de hablar del pasado” hoy con su mejor cara de idiotas miran la tv. y minimizan en sus escasas neuronas la gravedad de tener a un presidente visto y juzgado por todo el mundo como EL PRIMERO EN LA LISTA DE LOS “DIRTY DOZEN” (Los doce mas corruptos) Y no hay marchas, no hay quejas, no hay exigencia de documentación. se conforman con la palabra de que “está todo en regla” del mismo Corrupto que vació el correo argentino, que contrabandeó autopartes, que desvió millones en pauta publicitaria trucha y 214 causas judiciales abiertas del mismo tenor. Para ellos es suficiente la palabra del mismo sinvergüenza que dijo “no vamos a devaluar ni a ajustar” “vamos a mantener y mejorar todo lo que se hizo bien”

baezc

Les alcanza y les sobra a los que tienen el cablecito de Magnetto enchufado en el cerebelo al mejor estilo “Matrix” sistema al que podríamos denominar “la gran Magnetrix” por el que les cargan las órdenes a ejecutar como a un ratoncito de laboratorio.
Para toda esa pobre gente el gobierno de Macri no enfrenta ni enfrentará problemas de corrupción. Porque su problema no está ahí. Síno que está imbricado en el odio de clase, en destruir a “los negros vagos” a “los ñokis” o “la grasa militante” todas estas expresiones equivalentes a un grupo de argentinos lamentables en el extenso sentido de la palabra.

Porque Macri no tiene nada que explicar, ya está todo dicho y a la vista y no podemos depositar en el nuestras expectativas ni nuestros desencantos.
Tenemos solamente que hacernos cargo, de que somos un país profundamente dividido, por una clase media, con una TVdependencia mas nociva que el paco.
Reconocer que una buena parte de nuestra sociedad, odia todo lo que no comprende.
Tenemos que tomar el toro por las astas y decidir de la manera que sea menester, si este país será gobernado por un representante de su pueblo, o por una banda de ladrones mentirosos, cuyo lider supremo es el presidente Mauricio Macri.

 

Daniel Arce