Compartir:

El Gobernador Correntino, digno representante del Cambio y la Alegría, luego de 10 años en su cargo, cumple con creces con la premisa fundamental de los cruzados de la eficiencia, y campeones mundiales del desafío de la blancura. Pero el problema radica en que tales atributos son exhibidos solo en el terreno discursivo, ya que con solo rascarlos un poquito nos damos cuenta de que no son ninguna joya y que siempre fueron taxi.

La introducción responde a los hechos acontecidos actualmente, los cuales son prolijamente ocultados por los medios de la alegría, como por ejemplo la denuncia que le acaban de clavar al Gobernador Radical anti-K Colombi por Desfalco a las Arcas Nacionales por mas de $300.000.000, mediante la adjudicación de obras nunca realizadas, para la reconstrucción de la fatídica “Ruta 40” a la empresa  “Sucesores de Adelmo Biancalani, propiedad de Lázaro Báez.

Pero lo mas curioso es que este hecho, no ha tomado aún ningún tipo de relevancia en los medios de la alegría, a pesar de que el contubernio ejecutor tuvo como protagonistas estelares a Ricardo Colombi y al ya célebre Lázaro Baez, quien por estos dias atraviesa el cadalzo con un cartel en la frente que reza “Empresario K” a pesar de que los hechos demuestran que los empresarios corruptos no tienen bandera política, claro que siempre hay excepciones como Mauricio Macri, quien es un caso digno de estudio por parte de un congreso de Psiquiatras.

El conejo de la corrupción correntina, saltó de la galera, cuando el Juez “Tortuga Turbo” Casanello, ordenó allanamientos en el Chaco y los cruzados de la blancura una vez mas fueron por lana y resultaron trasquilados, al encontrar documentación con la firma de uno de sus principales gobernadores aliados, don Ricardo Colombi. Publicitado por sus medios adeptos como “El mejor administrador de los últimos 50.000 años” que  de una adjudicación inicial de 97 millones de pesos fué actualizada primero a 276 millo­nes y ahora 333 millones, para una obra que nunca se realizó.

desfalco Corrientes

denuncia

Resulta llamativo que denuncias de extrema gravedad como esta, no tengan difusión de ningún tipo, mientras el partido judicial dilapida recursos de todos los argentinos corriendo tras el humo de la caravana mediática cuya locomotora es Jorge “el humeante” Lanata

Patty Mariño Issler