Compartir:

En un acto reflejo y debido a la carencia absoluta de argumentos, ante la pregunta concreta de una periodista al presidente argentino, que en esencia es la misma que nos hacemos todos los ciudadanos “¿porqué la inflación debería bajar en el segundo semestre?” este echa mano al mismo latiguillo que usó durante la campaña presidencial, en el que sostiene que “la inflación es un impuesto perverso… y es el resultado de la incapacidad del gobierno…”

Lo que no tuvo en cuenta el mandatario, es que cuando decía estas palabras, el era el máximo responsable de un país que sufre la inflación mas alta de los últimos 14 años.
Debemos destacar el hecho de que la gran mayoría de los ciudadanos coincidimos en su diagnóstico, el único detalle es que cuando votamos, no elegimos a un relator de la realidad, sino que elegimos un presidente para que solucione los problemas de los argentinos.