Compartir:

Las cacerolas si bien se han popularizado como un símbolo de disconformidad social, también han sido utilizados con los fines exactamente contrarios. No podemos olvidar tan fácilmente un pasado reciente en el que quienes cacerolearon a menudo, se ganaron el mote popular de “cacerolos” ya que protestaban en la plaza enojados porqueel gobierno les da casa, ropa, comida, escuela y hospital”

De alguna manera, cacerolear contra un gobierno como el de Macri, que a todas luces transcurre sus dias de espaldas al pueblo, daría pié para que los mismos sectores que utilizaron las cacerolas con un claro sentido golpista, proyecten sus miserias en la expresión de un pueblo sufriente que no llegan a comprender.

Por eso la propuesta es hacer rondas, con un pañuelo blanco en la cabeza o en la mano, una ronda silenciosa que circule alrededor de la Casa Rosada y de cada casa de gobierno ocupada por cómplices de Macri como Gerardo Morales de Jujuy o Ricardo Colombi de Corrientes. El pañuelo blanco, es el símbolo de lucha mas poderoso que ha parido la historia de la humanidad. Y ese símbolo es nuestro! Porque las madres y las abuelas son Madres y Abuelas del Pueblo. Y es el pueblo el que marchará el 14-07 para hacer público el dolor de millones de hermanos Argentinos que están siendo pisoteados por un gobierno que está muy lejos de comprender el dolor del hambre y la desesperación.

Daniel Arce