Compartir:

En medio de la recesión, números en rojo, internas económicas con el presidente del Banco Central y demás yerbas, el Ministro de Hacienda, Alfonso Prat Gay, decidió no regresar al país luego del viaje que realizara con el presidente y toda su comitiva a China, si, ese viaje que tenía por objetivo atraer la tan mentada lluvia de inversiones, y que hasta ahora no pudieron anunciar siquiera la instalación de un nuevo super chino en el país.

Adonde fue este buen señor? Pues de viaje de egresados con su hijo. Resulta que el exclusivísimo y caríiiiiiisimo colegio inglés adonde asiste (de donde es ex alumno, por ejempli, el actual presidente) realiza todos los años una gira por Inglaterra, donde mechan partidos de rugby con salidas y diiversión propias de alumnos que egresan del nivel secundario.  Como todos sabemos, o intuimos al menos, estos viajes siempre deben contar con la supervisión de un tutor responsable, y parece que como todos los otros papás estaban ocupados, no se… trabajando, por ejemplo, nuestro ministro dijo, ma si, yo puedo jugar al buen papá unos días y dedicarme a mi hijo y sus amiguitos, total… en mi trabajo va todo bárbaro y no importa si me ausento unos días (sin avisar el paradero, como dijeron en sus oficinas al ser consultados por el periodismo).

A pesar de no ser PRO, ya que como recuerdan proviene del espacio de Lilita Carrió, Coalición Cívica – ARI, enseguida aprendió las mañas de su jefe Mauricio Macri, que necesita vacaciones a cada rato. Es que… “quiere evitar la fatiga”.

Patty Mariño Issler