Compartir:

Los productores agropecuarios que por estos días mostraron su desencanto, porque Macri no les cumplió lo prometido en campaña, al igual que al resto de los argentinos, tendrán ahora motivos mas contundentes para recordar enfáticamente geografía sureña de la progenitora del presidente, ya que debido a la paralización de las Represas Nestor Kirchner y Jorge Cepernic, por sospechas de sobrefacturación, lo que fue correctamente interpretado por el país asiático como una acusación por corrupción en las obras y por ello decidieron suspender la importación de Aceite de soja Argentino, que representa un valor que ronda los U$D3.000.000.000 (el 10% de las reservas del BCRA)

Vale recordar que dichas represas iniciadas durante la gestión del Kirchnerismo, son ejecutadas por una UTE Unión Transitoria de Empresas conformada por la China “Gezhouba” y la Argentina “Electroingeniería” al menos hasta la asunción de Mauricio Macri, quien paralizó toda la obra pública del país incluyendo a las dos represas Santacruceñas, a pesar de no haber podido demostrar acto alguno de corrupción en las citadas obras. Es vox pópuli que Macri quiere cancelar el convenio firmado con China, para asignárselo a alguno de sus socios-amigotes, cómplices de innumerables correrías siempre contra el estado (entiéndase que el estado somos los 40 millones de argentinos)

La noticia fue dada a conocer en el portal especializado “Valor Soja” quien además puntualizó que “las compras fueron derivadas a Ucrania y Brasil, lo sin dudas producirá un sacudón mas que importante en una economía argentina que sigue en recesión galopante, acrecentando su déficit fiscal/comercial y que sigue endeudándose casi diariamente en moneda extranjera para cubrir gastos corrientes.

La suspensión de importación de los tres mil millones de dolares en aceite de soja por parte de china, fue ratificada a [Sin Censura] por algunos empresarios involucrados directamente en la exportación del producto. En fin, una vez mas MACRI LO HIZO

Dani Arce