Compartir:

El Ministerio de la producción que está a cargo de Francisco Pancho Cabrera lo presenta como una gran noticia

Y quizás lo sea para los pocos argentinos que pueden darse el lujo de comprar tablets y notebooks a cada rato para cambiar sus modelos viejos.

Para los que no es para nada una buena noticia es para las 15.000 familias que quedan a la deriva por el cierre de sus fuentes laborales.

El titular de la Asociación de Fábricas Argentinas de Terminales de Electrónica (AFARTE), Federico Hellemeyer, advirtió este martes que deberán despedir a los empleados del sector si es que efectivamente el Gobierno elimina el arancel del 35 por ciento de productos informáticos, tal como fue anunciado oficialmente ayer.

El titular de la Asociación de Fábricas Argentinas de Terminales de Electrónica (AFARTE), Federico Hellemeyer, advirtió este martes que deberán despedir a los empleados del sector si es que efectivamente el Gobierno elimina el arancel del 35 por ciento de productos informáticos, tal como fue anunciado oficialmente ayer.

Tengamos en cuenta el marco en el que se realiza el anuncio, es cuando el segundo semestre está terminando y nunca llegó la tan mentada bonanza, o por lo menos no para el grueso de la población, y aún el sector se encuentra muy resentido por la recesión y no logra levantar cabeza, por lo que es imposible la reubicación de dichos trabajadores.

El sector dice que son 15.000 los empleos en riesgo mientras que desde el Gobierno se habla de un total de 4.900 trabajadores, de los cuales 1000 quedarían desempleados apenas se aplique la eliminación del arancel.