Compartir:

Hace ya un año que la vicepresidenta Gabriela Micetti es la presidenta del Senado, pero, aparentemente todavía no tuvo tiempo de estudiar el reglamento de la Cámara Alta. En el día de ayer, al momento de realizar la votación sobre un proyecto presentado por su espacio político, y resultar empatados, rápidamente ella votó a favor y quiso seguir con la sesión como si nada. Pero los murmullos empezaron a subir de tono, y la vicepresidenta, totalmente desorientada y mostrando un desconocimiento evidente del reglamento, no sabía qué hacer, hasta que la legisladora peronista de la provincia de Chubut, Nancy González se tomó el trabajo de leerle el artículo 213 del reglamento de la Cámara, que dice que “si una votación empata, se abrirá una nueva discusión; se repetirá enseguida la votación, y si ésta vuelve a resultar empatada, decide el voto el presidente”. Papelón.

Deja una respuesta